El frío o la oscuridad retrasan la búsqueda.  Hola yo. Dónde, yo. Alguien suspira, se encharca, se hunde en el barro. Sin yo. Una mano guarda todavía calores inútiles para un pantano. Huellas frescas emanan vapores. Apenas vislumbro el rocío en las hojas. Quien liba es algún otro. O yo soy.

Advertisements